Mirando el panorama general . . . y encontrando esperanza, Parte 2

Corrupción política. . . escándalos religiosos. . . crisis económicas. . . esto siempre va a ser noticia de primera plana. Pero debemos recordar que nuestro Dios está en el trono. Él promete usar estos tiempos desesperados para lograr Sus propósitos más grandes y mejores en nuestro mundo. . . y en nuestras vidas.

Insensibilidad, Primera parte

El estar enfermo es entendible. El estar enfermo y cansado de estarlo es admirable. El estar enfermo y cansado de estarlo, pero no dispuesto a cambiar; eso es inexcusable.

La sospecha

La curiosidad y la sospecha ambas pueden ser terriblemente persistentes, pero una se queda con los hechos y la otra va más allá de los hechos . . . y, al hacerlo, avanza sin los hechos.

La envidia, Primera parte

La envidia (la más sofisticada de los dos) es el conocimiento doloroso y resentido de que otra persona disfruta de alguna ventaja . . . y es acompañado por un fuerte deseo de poseer la misma ventaja. La envidia quiere tener lo que otra persona posee. El celo quiere tener lo que ya posee.

El Dominio Propio es Fuerza Interna

El fruto del Espíritu es dominio propio. El dominio propio nos libra de la esclavitud. El dominio propio detiene los malos hábitos. Nos exige cuentas. Nos detiene.

Su Trabajo No es en Vano

Cuando hicimos todo lo debido, con el motivo correcto, pero no recibimos ningún crédito, ni reconocimiento, y ni siquiera un «gracias» . . . tenemos la promesa de Dios de que «segaremos».

Es Esencial Servir

La motivación para ayudar, para estimular, sí, para servir a nuestros semejantes está desvaneciéndose. . . Y, sin embargo, estas son las cosas que forman lo esencial de una vida feliz y satisfecha.

Generando un espíritu manso

nuestro objetivo siempre debe ser el equilibrio. No solo parcial, sino todo en conjunto. La firmeza puede causar una imagen fría, distante, intolerante y hasta insoportable. El equilibro nos hace firmes y tiernos. . . audaces y gentiles, compasivos, considerados y con espíritu enseñable. Tal como Jesús.

Dios Tenía un Plan (y Todavía lo Tiene)

por Charles R. Swindoll3 de noviembre, 2020

Por mucho tiempo no comprendía cómo funcionaba la industria automotriz. Yo pensaba que cuando una persona quería un automóvil, simplemente iba a su distribuidor local, pateaba un par de llantas y realizaba un pedido con un vendedor. Creía que cuando las oficinas centrales de la compañía recibían la orden, iban a la fábrica a buscar … Lea más

¡Tome las cosas con calma!

Sí vamos a acabar con el tormento de superficialidad que ensombrece nuestras vidas, es esencial que saquemos tiempo para descubrir lo que realmente importa. No Espere hasta que el médico le diga que le quedan solo seis meses de vida.