La Respuesta de Adoración

Job adoró; y no debido a que entendía lo que le estaba sucediendo, sino a pesar de todo lo que le estaba sucediendo. Y no solo él adoró, sino que aceptó todo lo que Dios había enviado a su vida. Eso es sabiduría.

Descubra las Profundidades de Dios

Los caminos de Dios no se descubren mediante los métodos normales y humanísticos de investigación. Por importantes e intrigantes que puede debieran ser las profundidades divinas, desafía en el descubrimiento mediante los medios naturales de nuestras mente. Dios reserva esas cosas para aquellos cuyos corazones son completamente de Él . . . para los que dedican tiempo para esperar delante de Él.

Si Dios dice que será, será

Dios es quien lo puso aquí, ahora en este tiempo, con su propósito, y el que con un chasquido de su dedo divino los sacará de la vida y a la eternidad. Por misteriosas que nuestras vidas parecen ser, Dios, y sólo Dios, está a cargo.

Los Acertijos de la Vida

Pero cuando Dios nos deja con un misterio que no se resuelve en una o dos semanas, la mayoría de nosotros luchamos desesperadamente por creer que Él es bueno o justo.

Superando la rebeldía

¿Por qué Dios permitiría que Su hijo nos salvara a nosotros, pecadores sin solución? ¿Cómo podemos dejar atrás el odio y el horror de nuestra depravación? La respuesta es una sola palabra: Gracia.

Bendecido

Como resultado de nuestra cínica sociedad, usted y yo estamos siendo programados para que no nos detengamos a considerar las palabras gracia y bendición, y para que nos apresuremos a dar atención a las palabras negativas, esas que nos desalientan.

Elija hacer la voluntad de Dios

Tenemos dos alternativas cuando se presentan las dificultades: Podemos verlas como una intrusión, un atropello, o como una oportunidad para responder con obediencia concreta a la voluntad de Dios y con esa severa virtud qué Santiago llama «paciencia».

Para mantenerse joven

Mi deseo para usted es el de una vida abundante, como la de Job, caracterizada, no por la ausencia de problemas (esto es imposible), sino que sea una vida verdaderamente placentera, realizada, útil, piadosa, equilibrada y gozosa.

Hallado fiel

Hay ocasiones cuando el Señor decide bendecir a ciertas personas mucho, pero mucho más de lo necesario. Lo que debemos aprender es aceptarlo. ¡Si la envidia es el pecado que le domina, le aconsejo que se libere de uno de los hábitos más feos que tienen los cristianos!

La justicia de Dios

Le maravillará era el alivio que podrá obtener de esa fuente de esperanza, para que pueda seguir avanzando en la dirección correcta. Pudiera muy bien ser que su disposición de perdonar y seguir adelante sea todo lo que se necesite para mover al Señor a poner acción su justicia.