Dios Habla al Corazón Quieto

Todos podemos testificar que Dios no habla a la mente apurada y llena de ansiedad. Lleva tiempo estar a solas con Él y su Palabra antes de que podamos esperar que nuestra fuerza espiritual se recupere.

Los Caminos Enredados de Dios

Los caminos de Dios están enredados con los caminos del mundo. Unos pocos ejemplos: Dios exalta a los humildes, pero el mundo exalta a los orgullosos. Dios asigna grandeza, no a los amos, sino a los siervos.

No hay Lugar para el Orgullo

Aquel que es verdaderamente desprendido es generoso con su tiempo y posesiones, energía y dinero. Conforme eso se expresa, se demuestra de varias maneras, tales como sensibilidad y gentileza, un espíritu sin pretensiones, y liderazgo de corazón servidor.

Viviendo una vida Santa

Lleva tiempo cultivar un andar con el Señor que empiece a fluir naturalmente, porque el enemigo es mucho más persistente y poderoso que nosotros . . . y tan creativo, tan lleno de nuevas ideas sobre cómo descarrilarnos y desmoralizarnos.

Interés y preocupación por otros

En lugar de llevar un historial de lo que hemos hecho o a quién hemos ayudado, nos deleitaremos en olvidar la obra u obras, y pasar virtualmente desapercibidos. Nuestra hambre de reconocimiento público se reducirá significativamente.

Una confianza deliberada

Bajo la cerradura y llave del cielo, estamos protegidos por el sistema de seguridad más eficiente disponible: el poder de Dios. No hay manera de perderse en el proceso del sufrimiento. Ningún desorden, ni enfermedad, y ni siquiera la muerte misma puede debilitar o amenazar la protección máxima de Dios en nuestras vidas.

Deje que Dios Haga la Exaltación

David no buscaba el éxito; simplemente se humilló bajo la poderosa mano de Dios, estando cerca al señor y sometiéndose a Él. Y Dios exaltó a David al cargo más alto en la tierra . . .

Invencible, Inmutable e Infinito

Sus juicios deben ser inescrutables y sus caminos insondables. Debe poder crear en lugar de inventar, dirigir en lugar de anhelar, controlar en lugar de esperar, guiar en lugar de adivinar, a realizar en lugar de soñar. ¿Quién reúne los requisitos? Lo adivinó . . . Dios, y solo Dios.

Párese Erguido, Póngase Firme

Necesitamos profesionales, atletas, amas de casa, maestras, figuras públicas, y ciudadanos privados respetados, que promuevan las cosas de Dios, que se levanten solos: ¡que se levanten firmes, estén firmes, y estén fuertes!

¿Está Considerando Renunciar?

Todo logro que vale la pena recordar está manchado con la sangre de la diligencia y lleva las cicatrices de las heridas del desencanto. Renunciar, huir, escaparse, esconderse; ninguna de estas opciones resuelve nada.