El control de Dios en los detalles

La canción de David acerca de los atributos asombrosos de Dios continúa en tanto que se maravilla por la habilidad de Dios de seguir en completo control de su universo.

Importante para Dios

Para el salmista, Dios estaba allí con él. ¿Sabe que es lo mejor? Que eso significa que Dios está aquí con nosotros. Le podemos conocer porque Él es real.

Una disposición para aprender

La canción de David preservada para nosotros como el Salmo 131, continúa diciendo que él no ha andado en «pos de grandezas ni de cosas demasiado sublimes para mí». Lo que él quiere decir es que no andaba buscando lugares de prominencia ni grandeza.

La perspectiva de la verdad

La Palabra de Dios es para usted, no solo para los teólogos o para el pastor; ¡es para usted! No hay ninguna situación que usted no puede enfrentar si realmente toma en serio leer diariamente el Libro de libros. Un gran lugar para comenzar es el Salmo 119, especialmente si el afán del poco entusiasmo ha empezado a causar estragos en su vida.

Un problema espiritual

Mientras observo el Salmo 119:98-100, veo tres beneficios que reciben las personas que absorben la palabra. Estas son sabiduría, visión y comprensión.

Falta de conocimiento

El mundo coloca gran importancia en el conocimiento que se obtiene por la experiencia. En este caso, el compositor menciona la experiencia para tratar con nuestros enemigos.

Un problema espiritual

Los creyentes necesitamos regresar a los fundamentos. Si hay algo que el Salmo 119 expresa es que debemos estar dispuestos a consumir una dieta constante de la verdad de la Biblia y digerir sus principios. Estudie la Palabra de Dios cuidadosamente.

El carácter de Dios

Dios nos ama y nos acepta como somos, sabiendo que no tenemos forma de pagar esa deuda debido a su bondad extraordinaria. Su amor incomparable y Su aceptación se encuentran detrás de cada mandato.

Agradecimiento y alabanza

El Salmo 100 continúa con dos preceptos finales y presenta tres razones específicas para «cantar con gozo» (v. 1). Ambos preceptos nos invitan a hablar directamente con el Señor.

Un regalo extendido

No es demasiado tarde para dar algunas cosas esta Navidad. No solamente el día de Navidad, sino durante los días posteriores al 25 de diciembre. Podríamos llamar a estos regalos diarios «nuestros proyectos de Navidad».